miércoles, 2 de enero de 2013

Hablemos de ideales

Realmente somos libres e independientes?

A mi me encanta pensar y creer que soy una mujer independiente, pero de vuelta a la realidad soy igual que toda persona que vive en la civilización. No soy independiente, siempre estoy dependiendo de todo, lo que pasa es que me siento independiente porque no me opongo al sometimiento, porque acepto la dependencia, en eso, SOY LIBRE, necesito de las demas personas, del sistema, de todo, etc. No es cierto que haya alguien que no necesite de algo o de alguien, este es un mundo interdependiente, fusionado, combinado, funciona de esa forma, si no es así, sería otro mundo, y ese no lo conozco.

Todos los seres humanos tenemos siempre estas luchas, por la libertad, por la democracia, la justicia, la igualdad, independencia, etc, pero todas son ideales, lo cual significa que solamente son conceptos que creamos en nuestra mente y los intentamos proyectar a la realidad, pero como son conceptos que nunca hemos vivido y por lo tanto desconocidos en toda su amplitud, no podemos reflejarlos en nuestro presente.

No podemos replicar un concepto que no conocemos, sino que apenas sospechamos. Son como los Dioses del Olimpo.

Nos pasamos el mayor tiempo de nuestras vidas tras estas utopías. Creemos en la democracia, creemos en la paz del mundo, creemos en la libertad individual, creemos en la perfección de las cosas; inutilmente creemos en todas estas cosas.

Desde que nacemos creemos que habrá paz, pero nunca sucede; creemos que habrá democracia, pero nunca la percibimos, y por mas que hagamos las cosas bien, nunca estarán perfectas, por lo que cabe preguntarse si son reales.

Reflexiono sobre el hecho de ser libre e independiente, porque si lo analizamos bien, como persona siempre estamos atados a gustos y personas, como ciudadana no soy libre, tengo restricciones tanto morales como sociales, políticas y económicas, y como país no somos para nada libres porque estamos sujetos a las reglas e imposiciones de otros países.

De la única libertad de la que sí estoy segura tenemos es la de pensar que somos libres.

Y tu libertad será del tamaño de tu mente, por lo que aprovechá el único espacio donde sos libre y expándelo lo más que puedas.

 


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada